Cinco Motivos por los que una Compañía Tiene Problemas de Liquidez

No es extraño ver el desespero de muchos Gerentes o dueños de compañías ante problemas de liquidez en sus compañías, el no poder pagar sus obligaciones a tiempo, el tener que acudir a créditos bancarios o el evitar realizar inversiones por falta de capital, son apenas algunos resultados que se pueden producir por:

  1. Inadecuada asignación de Créditos a los clientes: El dinero de la compañía con frecuencia se encuentra en el bolsillo de sus clientes, muchos de ellos juegan a pagar en períodos posteriores a los pactados y muchos otros simplemente desaparecen. Es por ello tan importante realizar un estudio de crédito antes de proponer recaudos a 30 o más días, las condiciones son cambiantes por lo que los cupos y plazos de pago también debería serlo.
  2. Falta de planeación en las compras: El exceso de inventarios no es otra cosa que trasladar el dinero líquido a productos que no rotan en la bodega, por tal motivo es fundamental llevar a cabo una buena planeación de compra, usando métodos cómo el de máximos y mínimos o generando actividades de Justo a Tiempo que motiven a disminuir el Stock de la compañía.
  3. Incapacidad en negociar con Proveedores: Negociar con los proveedores mayores plazos y cumplirles en el pago es otra forma de oxigenar la compañía, los proveedores son aliados estratégicos que en muchas oportunidades dan la mano para obtener beneficios conjuntos.
  4. Endeudamiento con bancos para pagar Créditos antiguos: Es un error frecuente ver como los tesoreros se perturban ante la presión de los bancos por pagar alguna cuota atrasada, lo que conlleva a que los mismos bancos, o su competencia, desembolsen nuevos créditos para pagar los vencidos, pagar intereses con capital que genera más interés es desangrar la caja de su compañía.
  5. Compra de Activos Fijos en efectivo: En muchas oportunidades los activos de la compañía son comprados con efectivo de la misma, se considera que los activos fijos tienen una vida útil a largo plazo y en consecuencia el rendimiento que estos deberían tener se traduce en valores que generen su propio pago, usar la caja es tomar los recursos de corto plazo para generar rentabilidades a largo plazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

sixteen − 9 =